Nuestro Abarán CF

Web de Nuestro Abarán Club de Fútbol

Homenaje del ascenso a 2ª división

Posted by Administrador en 30 abril 1996

UN MOMENTO GLORIOSO:

EL ASCENSO DEL C.D.ABARAN

A SEGUNDA DIVISION (TEMPORADA 62-63)

acto

Coordinación:

FRANCISCO PEINADO PUCHE

(30 de abril – 1 de mayo 1996)

Introducción de José Carrasco

Queridos amigos: Muy buenas noches.

Ni que decir tiene que el acto de hoy es un acto muy especial dentro de este II Curso “Abarán: Acercamiento a una realidad”, que estamos celebrando con una acogida tran positiva por parte de todos ustedes.

Esta es una noche muy especial porque en ella se entremezclan la historia, los recuerdos, las emociones, los sentimientos y las vivencias de tantos abaraneros que vivieron este momento que hoy rememoramos.

Los hombres y mujeres que ya tenían uso de razón cuando este evento del ascenso se produjo, lo llevan para siempre marcado en sus vidas como referencia entrañable.

Yo he de confesar que era muy pequeño cuando nuestro equipo ascendió a Segunda División, apenas contaba con seis años, pero bebí también de aquel triunfo. y después, como amante de nuestras cosas, son incontables las vivencias que me han relatado de aquella gesta. y no sólo aquí,  si no también fuera de este pueblo. Pues hemos de admitir que, si Abarán es conocido en muchos lugares, lo es, en parte, por nuestra andadura en Segunda División.

Por ello, se me ocurrió hace tiempo la idea de hacer un acto que sirviera de recuerdo y evocación de aquellos momentos. Se lo planteé a Peinado y se lanzó a darle forma a esta idea con la ilusión de un niño pequeño ante la llegada de los Reyes Magos, que le traerían no juguetes o regalos, sino la posibilidad de estrechar otra vez, al cabo de tanto tiempo, a tantas personas con las que compartió tardes de gloria, momentos de triunfo y escenas inolvidables.

Tanto él como el resto de la plantilla, como la Directiva de entonces, como todos los que hicieron posible aquel acontecimiento local que tuvo una repercusión nacional, se merecían que hiciéramos realidad este encuentro.

Gracias al esfuerzo del Ayuntamiento, a la colaboración del Centro de Estudios Abaraneros y al tesón de Paco Peinado, hoy estamos aquí recordando y reviviendo, rememorando y compartiendo.

Todas estas gentes que hoy hemos reunido aquí, representan un Abarán que se nos fué, pero del que tenemos bastante que aprender. Es el Abarán del triunfo compartido, del esfuerzo agotador, de las tardes de gloria, de la efervescente Era, de la alegría desbordada, de la amable hospitalidad. Pero, sobre todo, es el Abarán del trabajo y de la UNION.

Francisco Peinado intervino como coordinador del acto

Francisco Peinado intervino como coordinador del acto

Intervención de PEINADO (Coordinador del acto):

Autoridades, federativos, periodistas, fotógrafos, junta directiva, compañeros y esposas, aficionados al fútbol o no, señoras y señores, muy buenas noches.

En estos momentos tengo el mismo o más nerviosismo que antes de comenzar los partidos, pero por experiencia sabía que se me quitaba a los cinco minutos de estar corriendo por el campo, el que tengo esta noche no intuyo cuando se me puede quitar puesto que en estos momentos me encuentro en una situación, por culpa de mi buen amigo Pepe que jamás me he encontrado. ¡Que Dios te lo pague!

Yo sólo he sabido jugar al fútbol y, sin pecar de falsa modestia, creo que bastante bien, aunque no siempre, ¡eso hubiera querido yo! Y ahora, como maestro de Educación Especial, carrera que he conseguido gracias al fútbol y a Dios, no tengo muchas dificultades ni me pongo tan nervioso como lo estoy en estos momentos para dirigirme a mis queridos alumnos.

Por lo cual, os doy las gracias por dos motivos:

1º.- Por habernos dado tan cariñoso recibimiento que, dicho sea de paso, yo esperaba, y

2º.- Por tener la amabilidad de asistir a mi primera charla-coloquio.

En esta noche tan emotiva para todos los que tuvimos la dicha de colaborar en el ascenso del C.D. ABARAN a 2ª DIVISIÓN quiero expresar, en nombre de mis compañeros y en el mío propio, mi agradecimiento a D. José Carrasco Molina, Director de Centro de Estudios Abaraneros y a todos sus compañeros de equipo, la amabilidad y acierto que han tenido al incluir en este II Curso, “Abarán: Acercamiento a una realidad”, nuestro ascenso.

En este ambiente tan maravilloso, con el salón completamente lleno, sería muy oportuno hablar de toda la historía del fútbol abaranero, desde sus comienzos, allá por la temporada de 1956-57, en la que participó el equipo con el nombre de la UNIÓN FRUTERA, hasta la actual temporada 1995-96, a punto de concluir, pero esto no puede ser posible debido a falta de tiempo y a los muchos protagonistas que habría que mencionar. No obstante, quiero tomarme la libertad de pedirle a mi buen amigo Pepe y a todos sus compañeros de equipo que, en el III curso, “Abarán: acercamiento a una realidad”, incluyan en el programa de actos una charla-coloquio referente a toda la historía del fútbol abaranero.

Como tengo la seguridad que así será, yo ya de antemano os lo agradezco. Y ahora sin más dilación paso a narrar los acontecimientos que sucedierón en la temporada del ascenso con la mayor brevedad posible y haciendo mención a lo que he creído más importante.

Llegada del autobús con los jugadores del C.D.Abarán

Llegada del autobús con los jugadores del C.D.Abarán

Tras jugar varios encuentros amistosos, nos enfrentabamos a la TEMPORADA 1962-63. El resultado fué CAMPEONES DEL GRUPO DÉCIMO DE TERCERA DIVISIÓN.

Sin embargo, la temporada comenzaría con malos augurios, se perdió el primer partido en nuestro campo frente al Jumilla 0-2. El encuentro comenzó a las 5:10 de la tarde del día 23 de Septiembre de 1962 y los goles se marcaron en los minutos 41 y 75 de juego. No quedó ahí la cosa, nos ganó el Madrigueras en su feudo, 3-2, hasta que con el Cieza, nos sacamos la primera “pincha”, 4-1. El primer gran encuentro, de los cuatro excelentes, y más de una quincena de buenos partidos; se jugó frente al Imperial con un contundente resultado de 3-0. Al Monóvar se le ganó por 9-0; al Almansa por 7-0. Al Almoradí en su casa por 0-5, y al Lorca por 5-0. Pasando además por el 2-1 contra el Albacete, etc, etc. Sólo ganaría en Las Colonias el Orihuela, 0-1 en la campaña que comentamos. Así se hablaba en la crónica del encuentro frente al Almoradí, campo en el que los líderes o gallitos sólo habían conseguido si acaso empatar; “El Abarán ha logrado una de las mayores victorias a domicilio. Todo lo cual viene a justificar la suficiencia de méritos para obtener el puesto primero y considerarse ya presunto Campeón a tres jornadas del final.”

Y, efectivamente, como ya se ha dicho anteriormente, con el rotundo triunfo en Las Colonias frente al Lorca por 5-0,

Multitudinario recibimiento en la Era

Multitudinario recibimiento en la Era

en la tarde de 21 de Abril de 1963, el Abarán se proclama CAMPEON DEL GRUPO DÉCIMO DE TERCERA DIVISION, con este bagaje de resultados:

  • Puntos: 43+13
  • Partidos ganados: 19
  • Partidos empatados: 5
  • Partidos perdidos: 6
  • Goles a favor: 75
  • Goles en contra:31

Digamos que siquiera el ascenso a Primera División del Real Murcia hace sombra a la campaña abaranera. Y estos fueron los titulares de la prensa:

“El Abarán, Campeón de Tercera División en las Colonias: se produjo el hecho más importante de la historía del club. A hombros de todos los jugadores fué paseado el entrenador Sr.Ventura por todo el campo ante un gran aplauso de toda la afición. Alirón, fuegos de artificio y apoteosis en Abarán por el triunfo de su equipo. Un último y rotundo triunfo de su equipo en Tercera División”.

“CAMPEONES EN ESTA LIGA: EL MADRID, EL PONTEVEDRA, EL REAL MURCIA (entonces había dos grupos de Segunda División) Y EL ABARÁN.

¿Cabe más honor que ser nombrado entre el coloso de las seis Copas de Europa?

Pues bien, tras esta exitosa temporada quedaba todavía lo más difícil, las eliminatorias por el ascenso:

PRIMERA ELIMINATORIA

En la tarde del domingo 12 de mayo de 1963 se jugó la ida de este primer paso para el ascenso frente al FERROL (aquella ciudad donde no sabían donde estaba nuestro pueblo, pero que muy pronto se lo hicimos saber).

El saque de honor fué a cargo de la Srta. Emma Orro, Miss Galicia.

Y otra vez reflejamos en titulares de prensa de la época lo que fué este primer envite:

Decía el Faro Deportivo de Vigo:

MINIMA VICTORIA DEL FERROL SOBRE EL ABARÁN, 1-0. Los nervios el peor enemigo del equipo verde, cuya media y delantera fallaron notablemente ante el buen dispositivo defensivo del Abarán”.

En los vestuarios los dos entrenadores opinaban así del partido:

YURRITA: “Mis jugadores estaban muy nerviosos, mis jugadores normalmente juegan mucho más”

Ventura: “Podemos superar al Ferrol en Abarán. ¿El resultado justo? Podiamos haber empatado. ¿Qué si espero clasificarme…? ¡Claro que sí…!

En La Región se dijo en grandes titulares:

“BUEN RESULTADO DEL ABARÁN EN EL FERROL. Su derrota mínima lo sitúa en buenas condiciones para el partido en Las Colonias. El único tanto conseguido por los ferrolanos fué Lamelo a la salida de un corner”.

La Verdad decía:

“EL ABARÁN A UN PASO DE LA PRÓXIMA ELIMINATORIA”.

En el Manuel Rivera aparecía:

“SIGUE EL PRECESO. EL ABARÁN SE CONCENTRA EN FORTUNA CON VISTAS AL PARTIDO DEL PRÓXIMO DOMINGO. Ventura dice a la prensa que con el Abarán espera conseguir su tercer ascenso”. (Antes ascendió al Jerez y al Cartagena).

En Linea se lee:

“LAS COLONIAS ESCENARIO DEL MÁS IMPORTANTE ENCUENTRO DE LA HISTORIA. NOVENTA MINUTOS PARA CONSEGUIR DOS GOLES DE VENTAJA”.

Los jugadores abaraneros se mostraban muy optimistas:

“ELIMANEREMOS AL FERROL”.

Pero el resultado no fué como nuestro equipo esperaba, sólo se logró empatar la eliminatoria, y el lunes 20 de mayo de 1963, La Hoja del Lunes decía:

Sigue en pie el emocionante pleito Abarán-Ferrol. No tuvo suerte el Abarán en Las Colonias, que merecieron el un tanteo más amplio que el 2-1. En una jugada decisiva el arbitro paso por alto un claro penalty de Villar, que saco un balón con la mano en la misma raya de gol”.

Ventura dijo entonces:

“Merecimos dos o tres goles de ventaja, pero los nervios y el arbitro lo impidieron”.

Y ya el martes La Verdad anunciaba:

Abarán y Ferrol desempatarán esta tarde en Vallecas. No fue suficiente tanteo 2-1″.

Camino de Madrid marchamos por un lado el equipo con nuestro mister Sr.Ventura con la idea de consumar “el hecho” que le tiene sin conciliar el sueño. Por otro fueron, creo que los 40 abaraneros más osados. ¿Aficionados….desocupados…? La cuestión, es que fueron. Allí se unieron a otros abaraneros residentes en Madrid, sobre todo estudiantes, que dicho sea de paso arrastraron a otros compañeros, incluidos gallegos, y que aquella tarde fueron unos abaraneros más. Me acuerdo como nos animaban, sin cesar en toda la tarde. Si eran cerca de sesenta o setenta incluidos los que se desplazarón de nuestro pueblo, daba la sensación que llegaban a los quinientos.

Llegada la hora del partido observamos que tampoco pasaban de 40 los seguidores ferrolanos, la mayoría de ellos soldados que a la sazón visitaban la capital de la nación. Parece que este episodi no llamó la atención a la afición vallecana.

Cominza el juego y a los veinte minutos ya ganaba el Ferrol por 2-0. Muy mal se ponían las cosas. Pero cuando ya iba a finalizar el primer tiempo comienza el juego sucio y violento por parte de los ferrolanos. Hay agresión de Granda a Martos y el Sr. López Montenegro, del colegio castellano, decreta expulsión de este jugador. Unos segundos después, le seguiría su compañero Dávila, pues la polémica seguía y para como de males para El Ferrol, se tira la falta y llega el gol del empate que consigue Martos de cabeza. El anterior gol lo había conseguido el Abarán resolviendo una melé en la puerta ferrolana. Por medio de Peinado y Besó se consiguieron otros dos goles más, mientras que el contrario, rabioso y protestón, perdía otros dos jugadores más, Guillermo y Lamelo. En un segundo tiempo de poca historía, el Abarán con superiridad numérica, acorraló al oponente en su parcela y se limitó a eliminarle, eso sí, sin saña, pues pudo haberle marcado cuantos goles quisiera. Finalmente nuestro equipo consiguió ganar el partido y superar así esta primera eliminatoría.

Ofrenda a los Santos Médicos (Año 1963)

Ofrenda a los Santos Médicos (Año 1963)

Ofrenda a los Santos Médicos (Año 1996)

Ofrenda a los Santos Médicos (Año 1996)

SEGUNDA ELIMINATORIA

El definitivo escollo lo encontró el C.D. Abarán en el Béjar.

Inmediatamente después de acabar la anterior eliminatoria, la prensa ya hablaba del definitivo enfrentamiento.

El Sr. Ventura decía:

“PODRÍA DARNOS MÁS GUERRA QUE EL FERROL”.

Y así fué. En el primer partido, disputado en el campo de Las Colonias, el marcador quedó igualado a cero goles.

La Verdad comentaba:

“CON FÚTBOL A LA CONTRA, EL BÉJAR SALIÓ INVICTO DE LAS COLONIAS. BEITIA, EL PORTERO DEL BÉJAR IMPIDIÓ MARCAR AL ABARAN”.

Linea:

“SEIS TIROS DE MÉNDEZ, PEINADO Y BESÓ, TODOS CON SELLO DE GOL, FUERON DETENIDOS DE MODO INVEROSÍMIL. BEITIA EL MEJOR JUGADOR SOBRE EL TERRENO DE JUEGO”.

Los entrenadores opinaban así del encuentro:

Ventura: “Trataremos de conseguir la victoría en su propio campo”.

Martín: “El Abarán es un gran equipo y de los que no da tregua al enemigo”.

El dos de junio de 1963. En Béjar el Abarán hizo un gran encuentro, pero no pudo hacer saltar el “cerrojo” local al que fué obligado por la presión de los delanteros abaraneros. Se adelantó el Abarán en el marcador co gol de Mendéz, pero finalmente el Béjar lograría el empate gracias a Mencia. Nuevamente las espadas en todo lo alto, y nuevamente los titulares:

“El Abarán estuvo a punto de conseguir en Béjar el ascenso a Segunda División pero sólo consiguió forzar un tercer encuentro”.

“El sabado desempate en Madrid en el campo de Vallecas”.

Jugadores, autoridades y aficionados en la Ermita

Jugadores, autoridades y aficionados en la Ermita

Y allá se desplazaron de nuevo, el sábado día 8 de junio de 1963, unos 60 aficionados, esta vez, que se unieron de nuevo con los estudiantes. Y por cierto, tuvimos la primera sorpresa al ver como se había llenado el campo vallecano en esta ocasión. ¿Que había ocurrido? Pues que las huestes del pueblo salmantino había tomado cartas en el asunto de la eliminatoría, y los industriales habían fletado coches casi gratuitos (30 ptas. el billete de ida y vuelta) y se habían desplazado a Vallecas “todo Béjar”. Y así en franca minoría de aficionados nos dispusimos a aceptar lo que viniere. Yo calculo que unas 6000 personas poblaban las gradas, observen la proporción: 100 de ellos por uno de Abarán.

Repitamos hasta la saciedad que el ambiente en nuestra localidad había subido al máximo de atención y expectación. Abarán y sus contornos en la huerta, en los almacenes, en las casas particulares, en los bares y cafés, estaban provistos de varios transmisores de radio que segundo a segundo seguían las incidencias del definitivo encuentro y, ya único, para el ansiado ascenso a la “división de plata”.

A los 22 minutos de juego, de buen juego, aunque de muchos nervios, vino el primer gol que conseguía Canario de tiro cruzado. La expulsión del jugador del Béjar.

Paquito y la lesión de Beitia influyeron en la victoria que matizaría el nuevo gol de Martos, 2-0.

Y por fin, tras lograr definitivamente el ascenso, los últimos titulares:

“EL ABARÁN DE LA DIVISIÓN DE PLATA”

Cegarra besando la reliquia de los Santos Médicos

Cegarra besando la reliquia de los Santos Médicos

“EN SIETE AÑOS DE SEGUNDA REGIONAL A SEGUNDA DIVISIÓN”.

“INDESCRIPTIBLE ENTUSIASMO DE UN PUEBLO TRABAJADOR AL RECIBIR A SU EQUIPO YA METIDO ENTRE LOS GRANDES DEL FÚTBOL”.

“ABARÁN Y SU EQUIPO EN UNA FERVOROSA OFRENDA DE FLOR Y DE TRIUNFO A LOS SANTOS PATRONOS SAN COSME Y SAN DAMIAN”.

Y con motivo del apoteósico recibiento al equipo se decía desde Abarán:

“A partir del último minuto del encuentro Abarán-Béjar, que con el triunfo local dá el ascenso a nuestro equipo a Segunda División, y que la afición abaranera siguió segundo a segundo a través de la radio las incidencias del encuentro, conocedores de la victoria final, se lanzó a la calle. Con banderas, pancartas y gritos de vivas al Abarán, el golgorio y la fiesta se prolongó hasta largas horas de la madrugada y que casi se unieron con las primeras del domingo.

“Y así nuestra villa ha puesto punto y final a una de las páginas más brillantes, no sólo de la historia de su deporte, sino para todo aquello que muy propiamente puede escribirse de nosotros”.

Cuando a las siete de la tarde hicieron su entrada en la Plaza de Calvo Sotelo (hoy Plaza de la Zarzuela), el presidente del C.D. Abarán, D. Carmelo Morte Juliá (el hombre del milagro como pasó a denominarse por la crítica en este periodo deportivo), entrendor y jugadores, todos ellos procedentes de Madrid, una abarrigada multitud que llenava la plaza, errumpió en gritos y vivas al club y a los hombres que componían la expedición, que juntamente con el sonido incesante de las sirenas de nuestras fábricas, los estampidos de millares y millares de cohetes, tracas y carcasas, pusieron a este apoteósico recibimiento una gran nota de alegría y entusiatico fervor. Y gran fiesta final, inenarrable, indescriptible, que jamás se podrá olvidar.

Y cierto es, hoy despues de treinta y tres años, parece que cualquiera que recuerda estas horas y aquellas efemérides, siempre sale a la cara del que comenta unas ráfagas de alegría, de risas y de agradecimiento a aquellas extraordinarias personas que hicieron posible estos gratos recuerdos, que creo que no se repetirán o ¿quién sabe…?

Ahora vamos a abrir un turno de intervenciones en el que se van a poner de manifiesto tantos sentimientos, vivencias y recurdos como sugiere el acto de esta noche.

Angeles Caballero (Viuda de Carmelo Morte, presidente del C.D. Abarán):

Intervención de Angeles Caballero (Viuda de Carmelo Morte)

Intervención de Angeles Caballero (Viuda de Carmelo Morte)

Esta noche es muy especial para mi familia y para mí, por este recuerdo tan entrañable que se le está haciendo a mi marido. Sólo quiero decir que Carmelo fué el mejor amigo para sus amigos, el mejor compañero para sus futbolistas y con su esfuerzo intenso junto con el de otros abaraneros hicieron posible que nuestro equipo subiera a Segunda División y que nuestro pueblo fuese conocido en toda España. Os agradezco que os hayáis acordado deél y sé que Carmelo, desde el cielo, está contento de que su pueblo, al que tanto quería, haya tenido este recuerdo para él. Muchas gracias.

Chico:

En principio quiero deciros que intervenir hoy aquí en esta circunstancia es muy dificil para mí. Me es mucho más sencillo dar mis clases en el Colegio Castellano-Manchego de Entrenadores e incluso el hablar en el vestuario ante veinte jugadores. Hablar de movimientos tácticos, pressing, velocidad… me costaría menos trabajo. Pero hoy es muy diferente, pues estamos aquí reviviendo sentimientos de hace más de treinta años y además con el corazón de todos unido en este bello recurdo.

Yo llegué con 17 años a jugar en este equipo y era un chaval al lado de estos hombres que aquí había. Participé poco, porque mi juventud era un problema a la hora de confeccionar las plantillas. Pero tal vez, por ser el más joven me toca a mí hablar.

Chico firmando autografos

Chico firmando autografos

Pero sé que lo que yo os diga es lo que siente cada uno del resto de mis compañeros. Os he de confesar que, aunque hace más de treinta años de ese ascenso, nosotros lo hemos ido reviviendo día a día desde ese momento. Yo, como profesional, siempre que se me ha preguntado dónde comencé mi carrera deportiva, que fué corta, pues una lesión me dejó cojo para la práctica del fútbol, he dicho que fué en Abarán. Y así lo sentimos todos, los que estamos aquí y los que no han podido acompañarnos.

En estos años hemos formado todos una familia, una posición social cómoda. Cuando a mí se me invita a venir aquí, donde no había podido volver, comunico a mi Junta Directiva que yo no podía faltar. Teníamos un partido difícil en casa, pero ya mi corazón empezaba a estar aquí. Lo comento con mi mujer y me anima a que venga. Cojo el coche esta mañana a 300 Km. de aquí, y en el camino he ido reviviendo aquellos momentos, mi corazón ha vuelto a los 17 añosy me han venido a la mente aquellas caras de los compañeros que aquí conocí. Yo venía, pues, cargado de ilusión y de esperanza y como yo, estoy seguro de que el resto de mis compañeros. Mi mujer se despedía de mí y me veía como un chiquillo, como si fuera la primera vez que viajaba, aunque lo estoy haciendo constantemente. Porque regresar aquí, a casa, donde yo vine con 17 años, revivir ese momento, la llegada a la Era, subir a la Ermita, a esa iglesia en que tantos ratos he pasado de joven, ofreciendo mi ilusión y pidiendo al Señor que me ayudara porque tenía un largo camino que recorrer y no quería hacerlo solo…volver a vivir todo eso es algo casi inenarrable. He llegado al Mesón del Moro, han ido viniendo poco a poco, nos conocíamos unos, otros no, y me he llavado una gran decepción porque no me ha reconocido uno de aquellos con los que me unía una mayor relación, el amigo Marquitos, que me ha confundido con Besó.

Al venir en el autobús no sabíamos la gente que nos esperaría en la Era y nunca pensábamos que iba a ser un recibimiento tan multitudinario. Creíamos que vivíamos de nuevo el ascenso. Tantos corazones unidos por unos sentimientos y lazos comunes. No sé cómo no nos ha dado a alguno un infarto. Y luego la Ermita, de nuevo el reencuentro con vuestros Santos Médicos como aquella gloriosa tarde de hace más de treinta años.

Quiero deciros que estamos muy agradecidos por este homenaje, que os llevamos día a día en el recurdo, que hablamos de este pueblo allá donde estamos. Gracias a los que vivisteis aquellos momentos y gracias también a los que habéis transmitido a vuestros hijos aquellas vivencias y que hoy también están orgullosos de vernos aquí en este escenario. Y también un recuerdo para los que no están, los que han marchado a la otra vida y por los que no tenemos otro recurso que rezar.

Gracias os digo que donde yo esté, está siempre Abarán en mi corazón y en mis sentimientos.

Monóvar:

Queridos amigos: yo quería deciros unas palabras de agradecimiento. Porque en toda mi larga vida deportiva he contribuido a tres ascensos, uno con el Murcia a Primera División y otro en Badajoz de Tercera a Segunda también. En este pueblo he jugado unos dos años y medio y quería agradecer el honor que me han brindado de venir a este homenaje. Porque la verdad es que aunque intervine en los otros dos ascensos mucho más que en este, me habéis dado una satisfacción mucho más grande, grandísima para mí.

Marquitos:

Estoy muy contento de volver a Abarán después de treinta y tres años. Me siento como un abaranero más. Siempre he llevado a este pueblo en mi corazón. Yo marché de Abarán a Holanda y cuando me preguntaban que de dónde venía, yo decía siempre que venía de Abarán, estoy muy satisfecho por este recuerdo que habéis tenido con nosotros. Gracias de corazón.

Beviá:

¿Qué voy a decir yo de Abarán? Aquí llegué de la mano de nuestro querido “Dulio”, que venía a mi pueblo constantemente a buscarme para fichar por este equipo, hasta que los consiguió finalmente. Nunca pasó por mi imaginación que esta sería mi segunda patria, mi segundo pueblo, y, sobre todo, que aquí iba a conocer a mi mujer y, además, la grandeza de este pueblo, las verdaderas satisfacciones que la vida nos puede conceder tanto en el fútbol como en mi vida íntima y particular.

Ya se ha hablado aquí de la emoción que nos embargó a todos en aquella gesta imborrable para todos nosotros. Sólo me resta agradeceros a todos esta magnífica acogida, impensable, increíble. A pesar de que estoy viviendo todo el año cerca de vosotros, estoy verdaderamente emocionado, pues nunca me pude imaginar que Abarán nos quería tanto. ¡Viva Abarán!.

Hermano de Barrera:

Queridos amigos: yo no he jugado en el Abarán, pero todo lo que han contado es verdad, porque mi hermano siempre me ha contado cosas muy bonitas de Abarán. Perdonadme, pues estoy muy emocionado y no puedo deciros más que gracias por este recurdo.

Indalecio Carrasco (Directivo):

Hoy he rejuvenecido 33 años. Hoy he sacado de mi archivo, donde mi señora me lo tenía guardado como si fuera oro, el escudo del C.D. Abarán, y lo llevo en la solapa. Quiero saludar a todos, especialmente a los Sres. Ibarra y Montesinos, a quienes agradezco el énfasis que ponían en sus crónicas sobre la actuación de nuestro equipo.

Voy a contar una anécdota: Como delegado del equipo iba en una ocasión al Ferrol. Paramos en el Plantío, en el hotel Nueva Montaña, que entonces estaba de moda. Nos alojamos allí y, a la mañana siguente, llego yo a recepción y pido la cuenta. Pero el dueño del hotel no quería cobranos, insistía yo en pagarle, pero él decía que más adelante le pagaríamos. Pero aquello se olvidó y, como después vinieron penurias económicas, ya de aquella cuenta nadie se acordaba. Hasta que varios meses después, en el diario Pueblo, un periodista muy famoso, Miguel Orts escribió poco más o menos lo siguiente: “El Abarán ascendió a Segunda División, pero no pagó el Hotel Nueva Montaña”. Hubo que recurrir a nuestro embajador en Madrid, D.Joaquin Morte, que era amigo del dueño del hotel, fué a disculparse y ya solucionó el tema y se pagó la factura.

Al día siguiente fuimos a Sarría (Lugo) donde estuvimos dos días; entrenamos en Lugo, donde nos trataron con gran amabilidad y el presidente y secretario del club nos animaron para que elimináramos al Ferrol, pues los dos clubes eran enemigos acérrimos deportivamente. Yo le prometí que los íbamos a eliminar. Y efectivamente así fué.

Después nos fuimos a Puentedeurme, donde hasta los niños bromeaban con nosotros con los goles que nos iban a marcar. Ya en el campo del Ferrol, con todas las autoridades civiles y militares. Carmelo Morte se salió del palco, porque no podía aguantar allí, y nos ganarón por 1-0 y gracias.

Aquí se ganó por 2-1 y después se eliminó al Ferrol en Vallecas.

Yo vine con ese viaje con una pulmonía que me tuvo 20 días en cama. No pude ver, por tanto, el resto de la eliminatoria, pero la viví intensamente como todo el pueblo.

Barrera (hermano), Canario, Mata, Padilla, Beviá, Marquitos, Sabuco, García, Chico.--Folch, Peinado, Besó, Cegarra, Monóvar, Tino II, Pizjoan.

Barrera (hermano), Canario, Mata, Padilla, Beviá, Marquitos, Sabuco, García, Chico.--Folch, Peinado, Besó, Cegarra, Monóvar, Tino II, Pizjoan.

Antonio Montesinos (Corresponsal de Prensa):

El ascenso a Segunda División del C.D.Abarán en la temporada 62-63, en cuya categoría permaneció dos temporadas, ha sido la gesta más brillante e importante del fútbol abaranero en toda su historia.

Aqulla hazaña se hizo posible gracias al esfuerzo de unos pocos abaraneros que pusieron en ella empeño, coraje, ganas, afición, trabajo y dinero, con el presidente del club, D. Carmelo Morte, y el vicepresidente Constantino Carrasco, en primer término, y también gracias a la entrega y al entusiamo del equipo abaranero, sin olvidar, por supuesto, al entrenador Ventura Martinez, gran artífice del “milagro” en la parte extrictamente deportiva.

Su ascenso a la División de Plata del fútbol español permitió al equipo y al pueblo de Abarán el alto honor de incluirse entre los únicos cinco equipos de la Región, junto al Real Murcia, Cartagena, Yeclano y Lorca, que han militado en la Segunda Divición Nacional.

El C.D. Abarán fue noticia a nivel nacional durante dos años y eso es algo que nadie le podrá quitar jamás al fútbol abaranero y al mismo pueblo de Abarán.

Un pueblo y una afición que estarán siempre en deuda con el principal impulsor de aquella conquista, su presidente Carmelo Morte, un abaranero que siempre quiso lo mejor para su pueblo.

Juan Ignacio de Ibarra emocionó con sus palabras a todos los asistentes

Juan Ignacio de Ibarra emocionó con sus palabras a todos los asistentes

Juan Ignacio de Ibarra (Corresponsal de Prensa):

Buenas noches: me pidieron hace unos días que escribiera un artículo para este homenaje. Y lo he hecho. Pero no voy a leerlo. Y no lo voy ha hacer porque cuando yo me senté a escribirlo hace unos días, tenía los recuerdos viejos de cuando yo era joven, de aquella temporada del ascenso, de aquellos momentos gloriosos…Pero no voy a leerlo porque esto lo escribí desde la frialdad del tiempo, desde la mera complaciencia de mi casa, sintiendo afecto por Abarán, sí, sintiendo los recuerdos más o menos reverdecer en mí, pero no voy a leerlo porque este papel es tan blanco como frío comparado con lo que se está viviendo aquí. No voy a leerlo, porque lo todos haba hablado aquí del Abarán del ayer, el del año 63, en el momento en que yo empezaba a hacer mi vida, porque me acababa de casar; pero no quiero hablar de entonces, porque eso está muy claro y todos sabemos lo que fue. Yo quiero hablar del HOY, yo quiero hablar del hecho de que 33 años después, el pueblo de Abarán se lance a la calle para envolver en amores a aquellos que un día dieron la cara, las piernas o lo que hiciera falta en los terrenos de juego. Muchos de los que veo aquí ni habían nacido, o serían chavales, pero están acompañándoles.

Están aquí con los viejos ídolos, con los que escribieron la historia más brillante e vuestro deporte, una de las historias más brillantes del fútbol regional.

Estoy viendo aquí emocionarse a hombres como varales, casi llorar, quebrárseles la voz, asomársele esa alegría inmensa que se arrulla a la cintura y que se va a los ojos, que altera el corazón, que pone los nervios como escarpias, que hace que se aceleren los pulsos. Todo eso se lo habéis reconocido. Igual que ellos os emocionaron entonces, ahora vosotros los estáis emocionando a ellos. ¡Que hermoso es esto!

Qué hermoso es aparecer aquí, como lo hacemos los periodistas, como mirando por una ventana, y participar del hermoso homenaje de la entrega. Ellos os dieron lo mejor de sí mismos, vosotros se lo estáis devolviendo con creces. Yo soy un poco ese ojeador imparcial que atisba no por un hueco, sino en una atalaya hermosa, en un sillón rojo que me han guardado. Y entonces me encuentro con que se ha producido el reencuentro. Un equipo de fútbol es un aglutinamiento de hombres que vienen de distintos sitios, pero generalmente se van y difícilmente vuelven a verse. Pero vosotros habéis hecho el milagro, el pueblo de Abarán ha hecho el milagro de que todos hayan vuelto a encontrarse. Y me los imagino dándose los primeros abrazos, recorriendo de pronto como en una película retrospectiva aquellos días en que siendo chavales pensaban en el mañana. Es hermoso que hoy recordéis el ayer. Pero es mucho más hermoso saber que teneís un presente y un mañana. Es hermoso que recordéis cuando defendíais los colores del Abarán, pero debe ser muy hermoso, y cómo os envidio, al ver la respuesta de este pueblo, una respuesta que a mí no me extraña, pues no en vano vosotros decís aquello de “Abarán, París, Londres”. Y estoy seguro de que, cuando volváis a vuestras casas y hableís con vuestros hijos o vuestros nietos, le diréis que venís de un pueblo generoso, entregado, lleno de amor, un pueblo que es historia por la entrega de sus gentes, por su capacidad de trabajo, y que os ha devuelto el mil por uno. Yo os envidio y quisiera ser también homenajeado en este festín hermoso del recuerdo, del ayer, del hoy, del mañana, del presente, de la amistad, de la entrega, de la comprensión… Pero soy solamente un periodista que se va ha sentar ahí después de deciros, a vosotros, futbolistas y directivos, gracias por lo que hicisteis, porque siendo de Murcia, soy de Abarán, porque no se puede ser sólo de una parte del cuerpo, soy del cuerpo entero. Porque a los pueblos se les ama conociéndoles, estando en ellos. Y vosotros también me hicisteis a mí feliz, me disteis la oportunidad de escribir crónicas hermosas en mis principios, cuando yo quería ser alguien en el periodismo. Ahora, cuando ya no sé si soy algo pero que por lo menos he recorrido un largo trecho, os digo: Gracias porque me disteis esa oportunidad, gracias a los directivos que hicieron aquello posible, y gracias al pueblo de Abarán que, una vez más ha sabido hacerse, deshacerse, deshojarse en amores, en una de las noches más hermosas que he vivido. Gracias.

Ricardo Candel (Corresponsal de Prensa)

El Aula de Cultura se encontraba repleta de público

El Aula de Cultura se encontraba repleta de público

El C.D. Abarán, es uno de los más jóvenes equipos de nuestra Región, se proclamó campeón del grupo X de 3ª división, participando en la fase de ascenso a disputar entre los campeones de los distintos grupos españoles. Y, al final, en ávida lucha, alcanzó el ansiado ascenso a 2ª División.

El Abarán, por aquellos tiempos, era noticia destacada en toda España. La frase “Abarán, París, Londres” sonaba más fuerte que nunca, porque por estos tres puntos de la geografia europea podría trazarse un imaginario meridiano, menos científico que el célebre Greenvich, pero mucho más importante desde la vertiente económica. Por entonces, Abarán vivía la fiebre de la uva selecta y de los grandes negocios agrícolas.

Por aquellos años, mi condición de corresponsal de Prensa de la Agencia Logos de Madrid, me obligaba por fuerza a estar en contacto permanente con el Club, para conocer puntualmente las noticias que pudieran producirse y, por tanto, vivir intensamente las victorias y derrotas, pero, sobre todo, los momentos más felices y gloriosos del C.D. Abarán, tras la gran gesta de lograr el ascenso a 2ª División.

Antes de seguir adelante, quiero dejar constancia del comportamiento ejemplar de todas las Directivas con quienes tuve trato, sobre todo, con sus Presidentes, pues me dieron toda clase de facilidades, llegando incluso a ofrecerme el que pudiera viajar en el autocar de los jugadores en sus desplazamientos.

Al conmemorar el 33 aniversario de este acontecimiento, estoy seguro de que no corro ningún riesgo al decir que la Comisión Organizadora de estos actos cuenta, por supuesto, con la adhesión fervorosa y unánime de todos los abaraneros que, sin lugar a dudas, se unirán estrecha y cordialmente al homenaje cariñoso a aquellos jugadores que por los años 1962-63 escribieron un página de gloria para el fútbol local.

Pedro Carrillo Martinez (Corresponsal de Prensa):

En primer lugar, sean mis palabras de agradecimiento por su presencia a estos futbolistas y sus esposas y al Centro de Estudios Abaraneros por la organización de este II Curso “Abarán: acercamiento a una realidad” en el que se inscribe este acto.

El estar hoy aquí esta plantilla es un grato recordatorio de la gran gesta futbolística que vivió este pueblo. Por otra parte, me complace mucho que el amigo Peinado aya aprovechado para su disertación el bagaje informativo que tanto mis hermanos como yo hicimos en esa época.

Si hablamos de anécdotas, recuerdo que un día, no estando muy conforme la afición con los titulares de “La Verdad” en una información que habíamos dado, quisieron quemar los periódicos a la venta. Menos mal que pudimos demostrar que el titular no era nuestro, sino del periódico.

Una tarde, ya en Segunda División, cuando el partido estaba a punto de empezar, una aficionado situado en nuestro sector se dirigió al linier y le espetó: “Oiga linier, ¿ve usted aquellos árboles de enfrente? Pues es más alto es donde colgamos a los árbitros y a sus ayudantes”. Y el afectado, muy sonriente y locuaz, muy cosa rara, le contestó: “Señor, espere al menos que empiece el encuentro”.

Para terminar, manifiesto mi deseo de que estos jugadores y sus esposas, que nos han honrado con su presencia, regresen sin novedad a sus hogares, y sepan que si en unos días ya lejanos, Abarán, con gran ilusión y agradecimiento, Abarán aplaudió su brillante labor deportiva en el C.D.Abarán, hoy les quiere repetir una nueva ovación por haber hecho realidad el que esta noche se escriba otra brillante página en el panorama cultural de Abaran.

A continuación tuvo lugar la entrega de un cuadro con el escudo de Abarán a todos los protagonistas de la noche, en un ambiente siempre de gran emotividad.

Al día siguiente, los jugadores volvieron a pisar el césped de Las Colonias, lo que volió a resucitar viejos y entrañables recuerdos. Toda la plantilla posó para inmortalizar ese momento.

Ya por la tarde, tras la comida, tuvo lugar la despedida. Antes de volver cada uno a sus lugares de origen, en el brindis,  José Carrasco les dirigió estos versos:

Abarán, por unas horas,

cariño os ha brindado:

os ha dado alegría

y estrechado con su abrazo.

Una gesta ya lejana

en un tiempo ya muy largo,

ahora hemos revivido

con sentimiento y agrado.

Sabemos que volveréis,

porque aquí os esperamos.

Os esperan Las Colonias,

de recurdos tan ufanos,

y nuestra querida Era,

testigo de tantos tratos.

Os esperan en la Ermita

dos Médicos y a la vez Santos,

y la Sierra como fondo,

con la Virgen, que en sus brazos

lleva una imagen del Niño

al que aquí adoramos tanto.

Os espera nuestra huerta,

con su verdor tan lozano,

y hasta el Parque con sus flores

quiere que estéis a su lado.

Os espera el río Segura,

que son su armónico paso

por ese entrañable puente,

quiere también saludaros.

Volved, amigos, volved,

que este no sea una adiós largo,

que todo un pueblo, ABARAN,

quiere estrechar vuestra mano.

Invitación que Francisco Peinado envió a los homenajeados

Invitación que Francisco Peinado envió a los homenajeados

Invitación del Ayuntamiento

Invitación del Ayuntamiento

Entrada del partido homenaje

Entrada del partido homenaje


Anuncios

Una respuesta to “Homenaje del ascenso a 2ª división”

  1. Thanks for finally talking about >Homenaje del ascenso a 2ª división Nuestro Abarán CF
    <Liked it!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: